Moebius

camino a la rivera de Tavon
"Camino" - Tavon di Coredo, Italia. por Veronica Battistella

Mi propia moebius, mi propio tiempo circular.


Cada punto de llegada, es asimismo un nuevo punto de partida. Cada recorrido que se conforma con cientos de pequeños pasos, es un continuo que nunca se detiene.
Esa es la sensación luego de pasadas las primeras jornadas Repensando nuestro Mundo.

El alcance fue satisfactorio, los temas y las personas convocadas a exponerlos, calzaron perfectamente con la idea que origino las jornadas, y asi lo demostraron los comentarios que recibimos tras la finalizacion del Sabado.
El planteo fue dinamizador, en tanto intento recuperar el valor de la pregunta y no tanto ser una exposicion de soluciones probadas. El trabajo colectivo del Sabado fue el impulso de las repreguntas, ese posarse sobre hombros de gigantes para lanzar los interrogantes mas alla del propio ombligo intelectual. Asi, el planteo es continuar, mejorando interrogantes, planteando nuevas lineas de accion, continuando entre todos este repensar en la accion.

Desde aqui entonces, recuperando las preguntas y sugerencias del grupo del Sabado, ya me comienzo a plantear las proxima parada, el proximo paso que nos permita por un instante visualizar el recorrido, previo a continuar el viaje.

El primer dia pudo quedar una sensacion amarga de crisis y grandes esfuerzos necesarios. Pero luego, el segundo dia, experimentamos la posibilidad de un mirar distinto, de un horizonte mas lejano a las posibilidades que a priori consideramos limitadas, e ir como con el dedo en un ejercicio fisico, ir con la mente un poco mas alla, un poco mas lejos, un poco mas alto. Se puede, lo queremos, lo deseamos, lo debemos ejecutar. Como siempre, no hay espacio para el descanso de la respuesta aletargada, el cobijo del tibio sol de la mediocridad del instante, de las limitaciones impuestas y las decisiones condicionadas. Yo elijo, de cara a todo, con un mundo de posibilidades a mi alcance, elijo construir mi historia, junto a otros, con otros, para otros.

No estamos solos, lo experimentamos entre los dos dias de jornada, donde fuimos mas de cien personas que comulgamos en el pensamiento, que nos encontramos en un espacio de valores compartidos. Y con nosotros poco mas de cien, muchos cientos mas por el mundo, como lo demuestran las organizaciones sociales que impactan cambios a todo nivel, como aparentes locos promulgando una nueva economia del bien comun que saque a Espana de la crisis en que se encuentra, como cientos de empresas constituidas en economias de comunion, como nuevas certificaciones que promuevan nuevas organizaciones , las mejores para el mundo como el sistema-B, y mas, mucho mas… Empresas por la infancia , que trabajen para promover desde la RSE-I los derechos de los ninos y ninas, espacios de Arena Social que instauren en las empresas este discurso de valores compartidos y sustentabilidad…no somos pocos, somos MUCHOS y SOMOS UNO !

Con estos pocos ejemplos, de los MILES que podemos encontrar, basta tambien con bucear en TED.com y administrarse una dosis de “modelos de rol” con cada video, vemos que hay un mundo de posibilidades que puede quedar oculto tras el “negro velo” del noticiero de turno, tras la critica constante en nuestro entorno. Como compartimos en la jornada “Las posibilidades habitan en nuestro observar” y una vez mas recuerdo el desafio al que nos enfrento Juan Carlos Rosman (LINK).

Es por esto que necesitamos transformarnos en nuevos observadores del mundo, encontrar nuevas interpretaciones de la realidad, nuevos relatos que desplieguen nuestro mayor potencial y no nos hundan en la inaccion depresiva de quien llego a la respuesta: “Nada cambiara”

Si ese es el camino que algunos eligen, les dejo mi saludo al costado del camino, sigo recorriendo mi moebius que nunca me deja pasar dos veces por el mismo lugar, es como una espiral de desarrollo, si bien puedo volver a recorrer viejas esquinas, ya no son las mismas, proque yo no soy el mismo y mi mirada las observa como nuevos maravillosos rincones…

Una vez finalice un poema con la pregunta que hoy resuena en mi memoria: “Habra una esquina donde doble el tiempo?”
Hasta nuestro próximo paso de líder, hasta el próximo interrogante que nos lleve camino a las eutopias

Be Sociable, Share!

CC BY-NC-SA 4.0
Moebius by Intus Legere is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-ShareAlike 4.0 International License.